Biología

PP-B-104-QZ LOS MEGALODÓN O MEGALODONTE

Vida submarina

Asesor: Diana Laura Hernández

Pandilla Petit, (preescolar y 1ro. y 2do. año de primaria)

Resumen

Vivió hace entre 19,8 y 2,6 millones de años, aproximadamente, durante el Cenozoico (de inicios del Mioceno2​ hasta el final del Plioceno).3​ Anteriormente se pensaba que era miembro de la familia Lamnidae y pariente cercano del gran tiburón blanco (Carcharodon carcharias). Sin embargo, actualmente existe un consenso casi unánime de que pertenece a la familia extinta Otodontidae, que se separó de la ascendencia del gran tiburón blanco durante el Cretácico temprano.

Pregunta de Investigación

¿Cómo fueron los Megadolones?

Planteamiento del Problema

Con el paso del tiempo la ciencia siempre ha puesto su atención en investigar la vida en la tierra, sin considerar con la misma importancia la investigación sobre los animales acuáticos principalmente el Megalodón y su desarrollo en su hábitat.

Antecedentes

Si bien C. megalodon es considerado como uno de los mayores y más poderosos depredadores en la historia de los vertebrados,4​ los científicos difieren sobre si se habría parecido más a una versión más robusta del gran tiburón blanco, el tiburón peregrino (Cetorhinus maximus) o el tiburón tigre de arena (Carcharias taurus). La mayoría de las estimaciones del tamaño del megalodonte se extrapolan de los dientes; con estimaciones de longitud máxima de hasta 18 metros y estimaciones de longitud promedio de 10,5 metros. Las estimaciones sugieren que sus grandes mandíbulas podrían ejercer una fuerza de mordida de hasta 110,000 a 180,000 newtons (25,000 a 40,000 lbf). Los restos fósiles indican que este tiburón gigante tuvo una distribución cosmopolita, con áreas de cría en zonas costeras cálidas.5​ C. megalodon probablemente tuvo una influencia muy importante en la estructura de las comunidades marinas de su época.6

El animal se enfrentó a la competencia de los cetáceos comedores de ballenas, como Livyatan y otros cachalotes macroraptoriales y posiblemente orcas ancestrales más pequeñas. Como el tiburón prefería las aguas más cálidas, se cree que el enfriamiento oceánico asociado con el inicio de las edades de hielo, junto con la disminución de los niveles del mar y la pérdida resultante de áreas de cría adecuadas, también puede haber contribuido a su disminución. Una reducción en la diversidad de las ballenas barbadas y un cambio en su distribución hacia las regiones polares puede haber reducido la fuente primaria de alimentos del megalodonte. Un estudio de 2019 revisó evidencia más reciente que sugiere que la competencia del gran tiburón blanco moderno también puede haber contribuido a la extinción del megalodonte, junto con la fragmentación del rango que resulta en una extinción gradual y asíncrona como resultado del enfriamiento de los océanos hace unos 3.6-4 millones de años, mucho antes de lo que se suponía anteriormente. La extinción del tiburón pareció afectar a otros animales; por ejemplo, el tamaño de las ballenas barbadas aumentó significativamente después de que el tiburón desapareció.

El Megalodón es un animal extinto que durante la época antigua constituyó con gran depredador de todos los mares del mundo. De gran tamaño y voraz, se le podría identificar o definir como un tiburón blanco de un tamaño ingente. No se conoce con exactitud su verdadero tamaño puesto que su esqueleto no ha llegado a la actualidad en forma de fósil, ya que se basaba en cartílago, pero sí lo han hecho sus dientes con lo que, teniendo en cuenta las actuales referencias del tiburón blanco se cree que este animal pudo llegar a medir hasta 18 metros.

  • Nombre: Carcharodon megalodón
  • Longitud: Entre 14 y 20 metros.
  • Altura: 4 metros.
  • Peso: 50 toneladas.
  • Dieta: Carnívoros.
  • Periodo: Cenozoico.
  • Años: Entre hace 19,8 y 2,6 millones de años.
  • Encontrado en: América, Australia, Asia y las Islas Canarias

 

Características del Megalodón

Los Megalodones fueron por tanto una especie de tiburones blancos gigantescos de ojos de color negro y unas bocas que podían llegar a tener hasta dos metros de largo y hasta 280 dientes enormes con forma de sierra de más de trece centímetros, con una fuerza de mordida de hasta 18 toneladas, con lo que ninguna presa se escapaba de ellos.

Las aletas de estos animales eran enormes y sus también muy largas, lo que le ayudaba a desplazarse mucho más rápido, sobre todo gracias a las pectorales que les servían, junto con su especial cola, para poder impulsarse mejor. Su cola era igual a la del actual tiburón blanco, pero de tamaño mayor, y le ayudaba también a cazar porque gracias a ella podía nadar todavía más rápido.

Para respirar utilizaba las branquias que tenía a los lados y para no ahogarse tenía que estar moviéndose todo el tiempo, ya que sus branquias no podían absorber el oxígeno como sucede con los pulmones humanos. Esto, además de su necesidad urgente de buscar comida durante las 24 horas del día lo convirtieron en una especie que no dejaba de moverse por el océano.

¿Qué comía el Megalodón?

Los Megalodones son definidos como supe depredadores ya que en su tamaño adulto podían cazar cualquier tipo de animal por muy grande que fuese su tamaño. Así, se alimentaban desde de ballenas hasta de tortugas o de otros tipos de tiburones más pequeños. Tenían un gran apetito y estaban todo el día buscando comida con lo que solían vivir solos.

Para cazar su color que les permitía camuflarse era ideal para poder sorprender a sus víctimas ya que eran de una tonalidad blanca y gris. Visto desde abajo, sus presas no conseguían diferenciarlo del agua y visto desde arriba no lo podían observar por la oscuridad que había en los océanos. Así, cogía mucho impulso con su cola y abría la boca para herir a sus víctimas. Después las dejaba morir desangradas y más tarde las devoraba. Solía haber peleas entre los ejemplares de esta especie para disputarse las víctimas muertas, así como con otros animales muy grandes como los cachalotes, que también eran muy agresivos.

Aunque los tiburones actuales son oportunistas, el Megalodón ha sido probablemente el mayor carnívoro de toda la historia del planeta, ya que, tanto su ingente tamaño como sus diferentes características que le ayudaban a pasar desapercibido y a poder moverse de forma muy rápida y sigilosa lo convirtieron en un gran cazador.

Estrategia de caza

El color (camuflaje) del megalodon era excelente para el ataque por sorpresa: su piel era blanca abajo y gris oscuro arriba, por lo que si se lo veía desde abajo hacia arriba no se diferenciaba del agua clara, y si se lo veía desde arriba hacia abajo no lo podrían notar por la oscura profundidad. Atacaba debajo del objetivo (por ejemplo, un cetáceo) tomando un gran impulso de velocidad con su cola, apoyada por sus aletas, abría rápido la boca y dañaba las partes vitales para moverse, como la cola o las aletas, arrancándolas con grandes mordiscos, dejando una enorme herida abierta e imposible de sanar. Luego, se apartaba del animal, esperando a que muriera desangrado. Comúnmente, tenía que arreglárselas contra su propia especie por la disputa de presas muertas, también monstruos como el odontoceto Livyatan melvillei o el cachalote mordedor Brygmophyseter eran igual de agresivos.

 

¿Cuándo y dónde vivió el Megalodón?

 

De los diferentes estudios e investigaciones realizadas se ha extraído que el Megalodón fue un supe depredador presente en todos los océanos del planeta durante el Neógeno, uno de los períodos de la antigüedad, concretamente sus muestras datan de entre hace 28 y 2 millones de años, en el período comprendido entre el Oligoceno y el Pleistoceno. Se han logrado encontrar restos de Megalodones en Australia, en América, en Asia e incluso en las Islas Canarias. Se cree que su distribución fue reamente cosmopolita, pero que sobre todo centró sus áreas de cría en las zonas de costa más cálidas. Por supuesto tuvo un gran impacto en las comunidades marinas con las que convivió, ya que era un gran depredador.

Las especies más grandes de tiburones suelen moverse por muchos lugares y su distribución geográfica es muy amplia y variada, y esto es también lo que sucedió con el Megalodón. Se han encontrado fósiles en todo tipo de latitudes, pero sobre todo en las zonas tropicales y también en las zonas templadas.

Antes de que se formara el Istmo de Panamá se cree que los mares eran bastante más cálidos y es por ello que se cree que lograron sobrevivir en todos los océanos del mundo. Se trata de un animal que tenía muchísima variabilidad y adaptabilidad para poder vivir en muchos lugares, desde zonas arenosas hasta zonas de pantano pasando por zonas de alta mar. Los adultos normalmente evitaban las zonas poco profundas debido a su gran tamaño y se cree que un mismo ejemplar pudo habitar en zonas muy diferentes, desde la costa hasta el océano a lo largo de toda su vida.

Curiosidades del Megalodón

A continuación se presentan algunas curiosidades del Megalodón para poder conocerlo todavía mejor. En primer lugar es muy interesante que el Megalodón es el tiburón de mayor tamaño de todos los que existen actualmente en el mundo y de todos los ya extintos, con lo que, también se puede extraer que en su momento fue el pez de mayor tamaño que existió. Se trata de un animal extinto que es claramente pariente del tiburón blanco y muchos estudiosos consideran que se trata del antepasado de esta especie.

Como dato especialmente interesante cabe reseñar que después de muchas investigaciones, algunos expertos y científicos han logrado estimar que su longevidad iba desde los cincuenta años hasta los 100. Esto ha podido averiguarse atendiendo a las vértebras fosilizadas de los Megalodones encontrados. Más o menos como sucede con los troncos de los árboles, las vértebras de los tiburones cuentan con una especie de bandas que hacen referencia a los años de vida con los que cuenta cada organismo. Así es posible saber lo rápido que crecían este tipo de animales, y también su edad, puesto que las bandas más anchas indican un mayor crecimiento.

Objetivo

Demostrar que, el Megadolon fue un animal inmenso desde donde se le vea y que en la actualidad vive en las fosas marinas. 

Justificación

Porque se me hace muy interesante conocer la vida del pez más grande que haya existido en la faz de la tierra, desde su nacimiento, desarrollo y extinción.

 

Hipótesis

Si conocemos la vida de megalodon en su hábitat, entonces entenderemos en la actualidad el comportamiento de sus descendientes directos (el tiburón Blanco).

 

Método (materiales y procedimiento)

Glossopetrae

Según data el Renacimiento, en formaciones rocosas se encontraban seguido gigantescas “lenguas petrificadas” (glossopetrae en latín) de reptiles como serpientes y míticos dragones. En 1667, Nicolás Steno, naturalista de origen danés, determino que las antiguas lenguas eran dientes que correspondían a escualos prehistóricos. Steno se guío por el estudio que realizó de una cabeza de tiburón blanco, demostrando la semejanza de dos “lenguas” con el tiburón mencionado.

 

Identificación y clasificación

 

Pasaron casi 200 años para que el descubrimiento de Nicolás recibiera su debido nombre. Fue Louis Agassiz, naturalista suizo, quién nombró al animal carcharodon megalodon en su trabajo ‘investigaciones sobre los peces fósiles’ (1835-1843). La anatomía calcificada de megalodon, similar a la de carcharodon carcharias, la acuñaron a la especie Carcharodon y, por ende, al tiburón.

 

Fósiles

 

Los dientes de megalodon es lo que más se encuentra del espécimen, los cuales tienen características especiales como..

  • Nada finos y absolutamente robustos.
  • Tamaños de cerca de, o a veces más, 16 cm.
  • Aserrados en sus bordes.
  • La corona del diente tiene forma de v invertida.

Otros fósiles, no tan comunes, son las vértebras: en 1926 M. Leriche halló en la Cuenca de Amberes (Bélgica), lo que se trataba de nada más y nada menos que una columna vertebral de calidad media. En 1983 se conoció, gracias a Bendix-Almgreen, veinte centros vertebrales (próximos entre sí), recuperados de las arcillas de la Formación Gram en Dinamarca.

Extensión

La distribución de megalodon sacó a la luz que este estaba presente en casi todos los océanos del período Neógeno.

 

Entre las especies existentes, se considera que el gran tiburón blanco es la más análoga a C. megalodon.2 La carencia de esqueletos fósiles bien preservados de C. megalodon ha forzado a los científicos a basarse en la morfología del gran tiburón blanco para inferir su aspecto y estimar su tamaño.

 

Estimación de tamaño

Debido a los restos fragmentarios, estimar el tamaño de C. megalodon se ha convertido en un reto. Sin embargo, la comunidad científica reconoce que C. megalodon superaba en tamaño al tiburón ballena (Rhincodon typus). Los investigadores dirigieron sus estudios hacia dos aspectos del tamaño: longitud total (LT) y masa corporal (MC).

 

Estimaciones de longitud total

 

El primer intento de reconstruir la mandíbula de este tiburón fue realizado por el profesor Bashford Dean en 1909. De las dimensiones de la mandíbula reconstruida, se supuso que C. megalodon podría haberse aproximado a los 30 metros de longitud total (LT), pero a la luz de nuevos descubrimientos fósiles y avances científicos sobre la comprensión de los vertebrados se considera ahora que esta reconstrucción es inexacta. Las razones principales citadas para esta inexactitud son: (1) el relativamente pobre conocimiento de la dentición de C. megalodon en la época de Dean, y estructuras musculares inadecuadas.Los expertos sugieren que una versión rectificada del modelo de mandíbula de C. megalodon de Bashford Dean podría tener cerca del 70% de su tamaño original, un tamaño más consistente con los hallazgos modernos. Para corregir los errores, los científicos, ayudados por nuevos hallazgos fósiles de C. megalodon y un conocimiento mejorado de la anatomía de sus más cercanos análogos modernos, introdujeron más métodos cuantitativos para estimar el tamaño basándose en las relaciones estadísticas entre el tamaño de los dientes y la longitud corporal en el gran tiburón blanco.Algunos de los métodos son mencionados a continuación.

 

Fuerza de mordida

En 2008, un equipo de científicos dirigido por Stephen Wroe llevó a cabo un experimento para determinar la fuerza de mordida de C. megalodon; los resultados indican que tenía una de las más poderosas o fuerzas de mordida de la historia o incluso talvez la mas fuerte. Un C. megalodon de 15,9 metros de largo era capaz de ejercer una fuerza de mordida estimada en 108.514 newton,y un C. megalodon de 20,3 metros de largo sería capaz de ejercer una mordida estimada en 182.201 newton.

La fuerza de mordida de C. megalodon, en su tamaño máximo estimado, es cerca de 28 veces mayor que la del pez Dunkleosteus en 5,3 kilonewton, cerca de 10 veces mayor que la del gran tiburón blanco en 18 kilonewton, cerca de 5 veces mayor que la del Tyrannosaurus rex en 31 kilonewton,3 y también es mayor que la del pliosaurio Pliosaurus funkei en 150 kilonewton.

Adicionalmente, Wroe y colegas (2008) señalaron que los tiburones también se sacuden de lado a lado cuando se alimentan, amplificando las fuerzas postcraneales generadas. Por lo tanto las fuerzas totales experimentadas por las presas son probablemente más altas que las fuerzas estimadas a través del experimento. La extraordinaria fuerza de mordida de C. megalodon debe ser considerada en el contexto del gran tamaño de este depredador extinto y a que la evidencia patológica sugiere que C. megalodon era un activo depredador de grandes ballenas. Como dato interesante el Megalodon con esas semejantes magnitudes hubiera podido aplastar un automóvil….

 

Curiosidades

  • Hasta ahora es el tiburón más grande de todos.
  • El bebe de un Megalodon podía ser del tamaño de un tiburón blanco.
  • Pudo haber sido el pez más grande de todos los tiempos.
  • Es el pariente mas cercano del tiburón blanco, hasta se piensa que es su antepasado.
  • Algunos científicos estimaron que sus años de vida rondaban entre los 50 a 100 años aproximadamente.

 

Anatomía

Entre las especies existentes, se considera que el gran tiburón blanco es la más análoga a C. megalodon.2 La carencia de esqueletos fósiles bien preservados de C. megalodon ha forzado a los científicos a basarse en la morfología del gran tiburón blanco para inferir su aspecto y estimar su tamaño.

 

Estimación de tamaño

 

Debido a los restos fragmentarios, estimar el tamaño de C. megalodon se ha convertido en un reto. Sin embargo, la comunidad científica reconoce que C. megalodon superaba en tamaño al tiburón ballena (Rhincodon typus). Los investigadores dirigieron sus estudios hacia dos aspectos del tamaño: longitud total (LT) y masa corporal (MC).

 

Estimaciones de longitud total

 

El primer intento de reconstruir la mandíbula de este tiburón fue realizado por el profesor Bashford Dean en 1909. De las dimensiones de la mandíbula reconstruida, se supuso que C. megalodon podría haberse aproximado a los 30 metros de longitud total (LT), pero a la luz de nuevos descubrimientos fósiles y avances científicos sobre la comprensión de los vertebrados se considera ahora que esta reconstrucción es inexacta. Las razones principales citadas para esta inexactitud son: (1) el relativamente pobre conocimiento de la dentición de C. megalodon en la época de Dean, y estructuras musculares inadecuadas.Los expertos sugieren que una versión rectificada del modelo de mandíbula de C. megalodon de Bashford Dean podría tener cerca del 70% de su tamaño original, un tamaño más consistente con los hallazgos modernos. Para corregir los errores, los científicos, ayudados por nuevos hallazgos fósiles de C. megalodon y un conocimiento mejorado de la anatomía de sus más cercanos análogos modernos, introdujeron más métodos cuantitativos para estimar el tamaño basándose en las relaciones estadísticas entre el tamaño de los dientes y la longitud corporal en el gran tiburón blanco.Algunos de los métodos son mencionados a continuación.

 

Galería Método

Resultados

El conocer la vida del megodolon fue un dato interesante, pero me es mas interesante que a causa del  enfriamiento de los océanos y la disminución de las fuentes de comida durante el Plio-Pleistoceno constituyeron un factor significativo en el declive de la especie de los Megadolones .

Galería Resultados

Discusión

Conclusiones

El megalodon tenía la suficiente flexibilidad de comportamiento para habitar un amplio rango de ecosistemas marinos (aguas costeras poco profundas,​afloramientos costeros, lagunas costeras pantanosas, litorales arenosos, y ambientes de aguas profundas de alta mar), exhibiendo un modo de vida transitorio. Los adultos de megalodon no eran abundantes en ambientes de aguas costeras poco profundas, y mayormente acechaban mar adentro. El megalodon pudo haberse movido entre aguas costeras y oceánicas, particularmente en distintas etapas de su vida.

 

Extinción

La causa o causas de la extinción de C. megalodon están aún bajo investigación, sin embargo hace cerca de 3,1 millones de años ocurrió un importante evento geológico el cierre del paso marítimo de Centroamérica,61​ que causó significativos cambios ambientales y en las faunas alrededor del mundo  incluyendo probablemente la extinción de C. megalodon

 

Un estudio publicado en 2016 de la distribución y el ambiente del megalodonte a través del tiempo de su existencia indicó que los factores bióticos, es decir la competencia con nuevos depredadores combinada con la reducción del número de sus presas, fueron las causas principales de su extinción. Un análisis de la distribución y abundancia de este tiburón a lo largo del Mioceno y el Plioceno no encontró correlación con los patrones de calentamiento y enfriamiento del océano. Su declive global comenzó en el punto en que había alcanzado su máximo rango geográfico. Se halló que C. megalodon habitaba océanos con una temperatura de 12 a 27 °C, indicando que la extensión global de hábitats apropiados no habría sido muy afectada por los cambios de temperatura que estaban ocurriendo. Esto puede reflejar además que C. megalodon, como otros grandes tiburones, era parcialmente endotérmico.Sin evidencia de que las restricciones de temperatura fueran importantes, los factores bióticos que involucraron la disminución de la diversidad de cetáceos, en especial de ballenas barbadas, y el incremento de la competencia con los grandes tiburones blancos, los fiseteroideos y delfínidos superdepredadores parecen haber sido los principales responsables del declive y desaparición del megalodonte. 

Bibliografía

https://es.wikipedia.org/wiki/Carcharocles_megalodonhttps://www.dinosaurios.info/d-megalodon.htmlhttps://www.nationalgeographic.com.es/naturaleza/desvelan-verdadero-tamano-tiburon-megalodon_15887https://www.elconfidencial.com/tecnologia/ciencia/2021-01-11/prehistoria-tiburones-megalodones-escualos-oceanos_2901467/

Summary

Research Question

Problem approach

Background

Objective

Justification

Hypothesis

Method (materials and procedure)

Results

Discussion

Conclusions

Bibliography