Medio Ambiente

PJ-MA-125-HA Fertilizante ecológico de cabello humano con roca volcánica puzolana.

Acción por el clima
Vida de ecosistemas terrestres

Asesor: Laura Saldaña

Pandilla Juvenil (1ro. 2do. y 3ro. de nivel Secundaria)

Resumen

Normalmente nos cortamos el cabello cada dos meses, después es desechado, gracias a esa acción se pueden llegar a tapar las coladeras. Lo que hice en este proyecto es reutilizar el cabello para cultivar. El cabello contiene nitrógeno esto le aporta muchos nutrientes el cabello.  Hice un cultivo con el cabello, tierra para jardín y para complementar un tubo de cartón. Actualmente comienza a ganarse conciencia que la contaminación y la caída del cabello están estrechamente relacionadas, ya que la contaminación hace poco favor a la salud general y, por tanto, a la salud capilar. También la piel se ve afectada por este problema que nos atañe hoy día. El cabello humano puede durar varios años, a menudo 2 años, antes de descomponerse junto con los tejidos más suaves, por lo que se le puede dar uso como fertilizante gracias a que tiene propiedades que estimulan la actividad de las bacterias en la tierra evitando la aparición de maleza y con esto reducir el uso de pesticidas, de acuerdo con el artículo de Ximena Gallego de la Universidad de Medellín en 2018, la piedra puzolana contiene sílices que es capaz de fijar el hidróxido de cal para permitir la absorción de agua a la tierra, la elaboración de un fertilizante con estos materiales permitirá que las plantas puedan crecer de forma adecuada y además de darle un uso práctico al cabello que normalmente se desecha.

Lonas Fertilizante ecológico de cabello humano con roca volcánica puzolana.

Documento a doble columna, Fertilizante ecológico de cabello humano con roca volcánica puzolana.

Pregunta de Investigación

¿Cómo elaborar un fertilizante utilizando las propiedades del cabello y la piedra puzolana para mejorar el crecimiento de las plantas?

Planteamiento del Problema

Actualmente se generan muchos kilos de cabello humano en nuestro país, lo cual puede ocasionar problemas ambientales, aun cuando es difícil calcular el promedio de cabello que se pierde al día es aproximadamente de 50 a 150 cabellos, eso sin contemplar lo que se diseña en un corte de cabello que se realiza en promedio una vez cada dos meses. El cabello humano puede durar varios años, a menudo 2 años, antes de descomponerse junto con los tejidos más suaves. La queratina que contiene resiste las enzimas que estimulan la descomposición. Algunos fertilizantes pueden llegar a contener químicos que ayudan a las plantas pero pueden ser nocivos para las personas y a la larga para la tierra.

Antecedentes

Anatomía del pelo humano: partes, características y propiedades

El ser humano posee una media de 250 cabellos por centímetro cuadrado en su cabeza. Esto se traduce, generalmente, en unos 100.000 cabellos o más por individuo sólo en esta área concreta.

Además de este interesante dato, otras fuentes reportan que el cuerpo entero de nuestra especie está recubierto por unos cinco millones de folículos pilosos. Excepto las plantas de los pies, las palmas de las manos, los labios, los ojos y otras contadas estructuras, toda nuestra piel está cubierta por una alfombra de pelos de distintas características.

Más allá de una cuestión estética, el pelo se trata de una barrera protectora primaria, pues por ejemplo, los vellos de la nariz nos protegen de la entrada de agentes foráneos en las vías respiratorias superiores al inhalar aire. El mundo del vello en el ser humano es fascinante, pues encierra incontables secretos y matices.

TIPOS DE CABELLO

En el ser humano se suele hablar de cuatro tipos de pelo, generalmente catalogados según su textura, longitud, localización y momento de su desarrollo.

1. Lanugo

En primer lugar tenemos al lanugo, un vello corporal muy fino que crece en los fetos de los humanos y otros mamíferos antes que cualquier otro tipo de vello. Como curiosidad, es necesario recalcar que estas estructuras permiten la unión del vérnix caseoso (material graso que protege la piel del feto frente a rozaduras y agrietamientos) a la piel del infante. Esto es esencial para su desarrollo, ya que actúa como protector de su epidermis de los posibles efectos negativos del líquido amniótico, como puede ser el arrugamiento de la piel.

2. Vello

A pesar de que el término pelo y vello se suela utilizar de forma indistinta (cosa que en este espacio también hemos hecho, pues no queremos generar confusiones iniciales), se podría decir que el vello en sí mismo es el tipo de pelo que alcanza menos de un centímetro de longitud.

Este está compuesto de fibras capilares mucho más delgadas que las que conforman el cabello, pero bajo ciertas condiciones hormonales, puede llegar a transformarse en un pelo terminal. Esto es típico en el género masculino, pues ante un nivel de andrógenos más alto (sobre todo testosterona), es más común que se desarrollen pelos fuertes en el pecho, brazos, piernas y cara.

El vello aparece en los recién nacidos tras la caída del lanugo, y sigue creciendo a lo largo de toda la vida. A pesar de lo que se pueda creer, este tipo de pelo no está solo presente en el tronco del cuerpo, pues también corresponde de un 6 % a un 25 % del cuero cabelludo de la persona adulta.

3. Pelo intermedio

Poco tenemos que decir de esta variante, pues se encuentra a medio camino entre el vello y el pelo terminal. Es esa especie de “pelillo” que recubre el cuero cabelludo de los neonatos como si de la superficie de un melocotón se tratara, pues aparece de los tres a los siete meses de edad y suele durar hasta los dos años.

4. Pelo terminal

Por fin llegamos a lo que es el pelo “sensu stricto”. En este caso estamos ante una continuación del cuero cabelludo, formado por una fibra de queratina y constituido por una raíz y un tallo. Este tipo de pelo crece mucho más de un centímetro, pues se han observado cabelleras en mujeres de más de seis metros de longitud.

De nuevo, este tipo de pelo no se encuentra solo en el cuero cabelludo, pues las cejas, las pestañas, la barba y el vello púbico también caen dentro de esta categoría. A simple vista, aquellos pelos más “negros” y difíciles de extraer suelen corresponder a este grupo.

ANATOMÍA DEL PELO

Cómo describir todos y cada uno de los tipos de vellosidades humanas es una tarea que requiere de días y mucho espacio de redacción, vamos a centrarnos en las propiedades anatómicas del pelo terminal, es decir, el cabello. Podemos imaginar un corte transversal de este pelo como si de un tronco de un árbol se tratara, y cada uno de los anillos concéntricos que lo conforman corresponderá a una zona diferente. Vamos a ello:

En primer lugar tenemos a la raíz, una zona con una alta actividad metabólica y mitótica (es decir, de división celular). Esta se encuentra envuelta en una cavidad longitudinal de la epidermis denominada folículo piloso, la cual se ve nutrida por glándulas sebáceas accesorias. Dentro de esta raíz podemos observar múltiples estructuras, como son la vaina interna, la vaina externa, el músculo piloerector, el bulbo piloso y la papila dérmica.

Por otro lado y en el siguiente “anillo” podemos encontrar al tallo, la parte principal del cabello que está formada a su vez por tres capas concéntricas: cutícula, córtex y médula. En total estamos ante una estructura de unas 100 micras de diámetro. Cabe destacar que el córtex es la capa más importante de todo este conglomerado, pues ocupa un 70 % de la superficie total del cabello y de ella dependen la elasticidad y resistencia del mismo.

COMPOSICIÓN QUÍMICA

Más allá de una descripción estructural, también es de sumo interés conocer qué compuestos orgánicos dan lugar a las estructuras vellosas del ser humano. En resumen, podemos decir que el pelo está constituido por queratina, una proteína de naturaleza fibrosa muy rica en azufre.

Las múltiples cadenas de queratina que forman al pelo se asocian mediante puentes disulfuro, puentes de hidrógeno y enlaces salinos entre ácido-base. Esto otorga al cabello la fuerza y resistencia estructural que todos conocemos. Desde un punto de vista más elemental, el cabello presenta de forma general un 28 % de proteínas (entre las que se encuentra la queratina), un 2 % de lípidos y un 70 % de agua, sales y otras sustancias (como urea y aminoácidos).

PROPIEDADES DEL PELO

Después de todo lo recogido en las líneas anteriores, no es de extrañar que el pelo tenga una serie de propiedades muy eficaces para la vida humana debido a su complejidad estructural.

El pelo es permeable, resistente a la tracción y presenta propiedades plásticas, elásticas y eléctricas (la fricción, pues quién no se ha frotado un globo sobre la cabeza para ver cómo el cuero cabelludo se eleva). Todas estas características se pueden resumir en una única función en la naturaleza: la protección. Las capas de pelo actúan como aislantes térmicos, barreras frente a parásitos, amortiguadores mecánicos y como agentes de protección frente a otras muchas inclemencias ambientales.

TIPOS DE FERTILIZANTES ECOLÓGICOS

¿QUÉ ES UN FERTILIZANTE?

Un fertilizante ecológico es una sustancia (libre de químicos dañinos para la fauna y para la flora) formada por los nutrientes esenciales que la planta necesita para crecer y desarrollarse. Antes de que nuestros cultivos acusen falta de crecimiento es recomendable fertilizar el suelo con abono orgánico para aportarle todos los nutrientes necesarios.

Las plantas necesitan alimentarse y, para ello, absorben por las raíces los nutrientes disponibles en el suelo. Muchas veces nos encontramos con suelos pobres que no pueden aportar la cantidad de nutrientes necesarios y como consecuencia, el rendimiento de nuestra cosecha acaba siendo menor de lo que esperábamos. Hay que actuar antes de que esto suceda, ya que es mucho más sencillo mantener una buena calidad del suelo que recuperarlo cuando ya ha sido degradado.

TIPOS DE FERTILIZANTES

En Verger Natura trabajamos con diferentes fertilizantes naturales y ecológicos que abarcan todo el abanico de necesidades de los cultivos, siempre respetando el medio ambiente. El fertilizante natural más habitual y más utilizado es el que tiene gran cantidad de macronutrientes como Nitrógeno (N), Fósforo (P) y Potasio (K). Como estos son los más conocidos, muchas veces olvidamos la importancia de otros micronutrientes como el Hierro (Fe). La carencia del Hierro se manifiesta con un bajo rendimiento del cultivo y una clorosis en las hojas (clorosis férrica). Todo esto tiene fácil solución: aplicar un fertilizante rico en hierro ecológico y natural antes de que los cultivos empiecen a mostrar síntomas de carencia.

BENEFICIOS DE LOS FERTILIZANTES ECOLÓGICOS

Cada vez son más las personas que se sienten atraídas hacia el consumo sostenible y de productos biológicos o ecológicos, evitando aquellos productos que han sido cosechados utilizando químicos.

Para muchas empresas, negocios y agricultores las ganancias financieras y la inmediatez son lo más importante, algo que era más común hace algunas décadas cuando no a muchas personas les importaba como se obtenían los alimentos y los productos que consumían. Querían obtener los productos más rápido y con menos esfuerzo, sin importarles a costa de lo que fuese, incluso del deterioro de la tierra y de la salud de las personas.

Los fertilizantes artificiales llegaron con el objetivo de mejorar la producción y reducir los costos, dejando a un lado los fertilizantes biológicos que se habían usado durante cientos de años, afectando la calidad de la tierra y de los productos.

Pero como menciona anteriormente, afortunadamente en la actualidad son muchas las personas y los agricultores que se interesan por el desarrollo sostenible y el cuidado del medio ambiente, consiguiendo un equilibrio ecológico que no afecta el progreso económico de las personas.

Un ejemplo bastante llamativo que podemos destacar en este aspecto son los fertilizantes ecológicos, los cuales representan distintos beneficios distintos beneficios para la producción agrícola al mismo tiempo que mejora las condiciones de los suelos y evita generar contaminación.

Los fertilizantes ecológicos y orgánicos son una excelente opción para colaborar en el desarrollo de cultivos y plantas sin provocar distintos efectos secundarios que dañen la calidad de los cultivos y al medio ambiente. Esto a diferencia de los productos químicos, que aumentan la producción contaminando el entorno.

Al utilizar fertilizantes ecológicos o biológicos se le aporta al suelo utilizado para la producción agrícola los nutrientes necesarios para que pueda recuperarse de las continuas producciones. Es decir, estos fertilizantes contienen una buena cantidad de macronutrientes y micronutrientes que permite mejorar el rendimiento de los cultivos.

Ya mencionamos algunas de las ventajas principales de los fertilizantes biológicos, pero ahora profundizaremos un poco más en las ventajas que estas ofrecen.

Para empezar, pueden recomponer los niveles de materia orgánica del suelo, evitando que pierda su calidad y aumentando la capacidad para retener los nutrientes minerales que aplican en las producciones agrícolas. Asimismo, al ser productos 100% naturales estos no contaminan la tierra y sus alrededores.

En la gran mayoría de los casos la fabricación de estos fertilizantes utiliza estiércol. Al principio se hace una selección para eliminar cualquier agente infeccioso que puedan estar presentes en el abono, para posteriormente retirar las piedras y otros elementos que puedan encontrarse en el abono.

Otra ventaja que podemos encontrar en los fertilizantes biológicos es que estos permiten mejorar la absorción de agua los suelos, lo que permite mantener un mejor nivel de humedad ideal en distintos terrenos.

La rehabilitación del suelo

Después se traslada a un centro de producción en los que el fertilizante ecológico se somete a las pruebas de calidad necesarias. Asimismo, además de poder utilizar el estiércol también puede utilizarse compost, que es un compuesto en el que se combinan distintos elementos de origen animal y vegetal.

Normalmente el compost se utiliza para rehabilitar el terreno que se encuentre pobre de las propiedades necesarias, rehabilitando la estructura de la tierra.

Los fertilizantes químicos o inorgánicos, por otro lado, simplemente aportan los nutrientes que son necesarios para solucionar un problema específico y hacerlo de la forma más rápida posible.

El uso de los fertilizantes ecológicos u orgánicos permite que estos daños puedan ser evitados, además de que también son una solución para arreglar los daños causados por los fertilizantes químicos al ser usados de forma excesiva y sin los procedimientos adecuados. Ahora ya conoces los beneficios de los fertilizantes ecológicos.

Cabello humano, como fertilizante ecológico

La composición química y natural que posee el Cabello Humano Natural como el 51% de carbono, 21% de oxígeno, 17% de nitrógeno, 6% de hidrógeno y 5% de sodio y queratina; nutrientes que como abonos naturales benefician el cultivo de las plantas, estimulan la actividad de las bacterias en la tierra, evitan la aparición de maleza, reduce el uso de pesticidas y ayuda a preservar el medio ambiente saludable.

Objetivo

Elaborar un fertilizante utilizando las propiedades del cabello humano y la piedra puzolana para mejorar el crecimiento de las plantas.

Justificación

Nos encontramos ante un problema medioambiental importante, pues cientos de peluquerías o salones de belleza generan mucho residuo de cabello en México.  El cabello resultante de cada corte de pelo se le puede dar un segundo uso como fertilizante ecológico. Teniendo en cuenta que puede tardar cientos de años para descomponerse en forma natural. Se propone utilizar el cabello humano con roca volcánica como fertilizante ecológico y así beneficiar a los cultivos a desarrollarse satisfactoriamente en su crecimiento, ya que contiene carbono, oxígeno, nitrógeno e hidrógeno además puede llegar a estimular la tierra evitando la aparición de la maleza.

 

 

Hipótesis

Si se elabora un fertilizante utilizando las propiedades del cabello humano y la piedra puzolana entonces se podrá mejorar el crecimiento de las plantas.

Método (materiales y procedimiento)

Materiales

  • Tubo de cartón
  • Recipiente de plástico
  • Tierra
  • Maceta
  • Semillas (jitomate, lechuga y chile)
  • 250 gr cabello humano. (Cortado muy fino)
  • Etiquetas

Procedimiento
1. Hice entrevistas a varias estéticas, la mayoría contesto que tiran el cabello.

2. Se etiquetaron las macetas con el nombre de las semillas que se desean plantar; tomate, girasol, lechuga y cilantro.

3. Coloque en cada maceta un tubo de cartón para depositar las semillas.

4. Después se colocó una capa de tierra de 65 gr a cada una de las macetas

5. Se coloca una capa de cabello de 10 gr arriba de la capa de tierra

6. Coloque semillas en cada maceta

7. Encima se coloca otra capa de 30gr de tierra a cada maceta

8.Finalmente se les agrega a las plantas y las colocó en el sol

 

Galería Método

Resultados

Al hacer mi fase experimental tuve que sustituir la piedra puzolana por cartón, con este material hizo que creciera más rápido las plantas, pero desafortunadamente por tanta humedad que tenía le salió un hongo a la planta y se me murió.

Las plantas que no fueron sembradas con cabello su crecimiento fueron lento o murieron, ya que no contaba con las propiedades necesarias para su desarrollo.

Se plantó finalmente con puro cabello, el riego tuvo que ser constante cada 2 o 3 días.

Se coloco al sol y se tuvo cuidado con los cambios de temperatura (frío y lluvia).

Finalmente volví a plantar solo con puro cabello, tuve buenos resultados ya que la planta creció como se esperaba desde un principio.

Galería Resultados

Discusión

Al hacer mi fase experimental tuve que sustituir la piedra puzolana por cartón, con este material hizo que creciera más rápido las plantas, pero desafortunadamente por tanta humedad que tenía le salió un hongo a la planta y se me murió.

Las plantas que no fueron sembradas con cabello su crecimiento fueron lento o murieron, ya que no contaba con las propiedades necesarias para su desarrollo.

Se plantó finalmente con puro cabello, el riego tuvo que ser constante cada 2 o 3 días.

Se coloco al sol y se tuvo cuidado con los cambios de temperatura (frío y lluvia).

Finalmente volví a plantar solo con puro cabello, tuve buenos resultados ya que la planta creció como se esperaba desde un principio.

Conclusiones

Se pueden utilizar diferentes residuos orgánicos para mejorar el crecimiento de las plantas, uno de estos es el cabello humano, que en lugar de ser desechado se puede hacer uso de el elaborando fertilizantes – compostas, mejorando los nutrientes que requieren. El uso de materiales como el cartón por estar elaborado de papel pueden llegar a sustituir a otros materiales como la piedra puzolana, logrando con esto el reciclado.

Es importante conocer las propiedades de diferentes materiales, saber que podemos elaborar con ellos, todo esto para ayudar a nuestro medio ambiente que se encuentra ya muy dañado por tanta contaminación tanto orgánica como inorgánica.

Bibliografía

Spiegato. (2019). ¿Cuáles son los pros y los contras de usar el cabello como fertilizante?. 2022, de Spiegato Sitio web: https://spiegato.com/es/cuales-son-los-pros-y-los-contras-de-usar-el-cabello-como-fertilizahttps://spiegato.com/es/cuales-son-los-pros-y-los-contras-de-usar-el-cabello-como-fertilizantente

 

Beneficios. (Mayo 2022). Beneficios de los fertilizantes ecológicos. 2022, de Beneficios Sitio web: https://quebeneficiostiene.com/beneficios-de-los-fertilizantes-ecologicos/

 

Cesar Ragazzi. (2020). CABELLO Y CUERO CABELLUDO. 2022, de Laboratorios Cesar Ragazzi Sitio web: https://www.cesareragazzi.com/es/estructura-y-quiacutemica-del-cabello

 

Pagina Respuestas. (2022). ¿Cuánto tiempo tarda el cabello humano en descomponerse?. 2022, de Pagina Respuestas Sitio web: https://es.411answers.com/a/cuanto-tiempo-tarda-el-cabello-humano-en-descomponerse.html

 

Air company. (2021). Contaminación y caída de cabello. 2022, de Air company Sitio web: https://insparya.es/contaminacion-y-caida-cabello/

Summary

Research Question

Problem approach

Background

Objective

Justification

Hypothesis

Method (materials and procedure)

Results

Discussion

Conclusions

Bibliography