Medicina y Salud

Pandilla Petit, (preescolar y 1ro. y 2do. año de primaria)

Las consecuencias del uso excesivo del celular y la tablet PP-SH-173

Asesor: ALICIA PANIAGUA

Resumen

Con la presente investigación daré a conocer las consecuencias que genera el uso excesivo del celular y la Tablet, así mismo mencionaré las repercusiones médicas, sobretodo en el sentido de la vista (oculares) y neuronales. Igualmente considero importante que los niños de mi edad conozcan las afectaciones psicológicas por estar mucho tiempo en contacto con los dispositivos electrónicos que se investigan (celular y Tablet) y también es fundamental conocer los riesgos sociales que podemos corres los niños al estar en contacto constantemente con estos dispositivos. Además, este tema nos ayuda a saber que los medios de comunicación como el celular y la Tablet son buenos elementos para facilitar la vida en sociedad, sin embargo, cuando estos apartaos son utilizados de manera excesiva genera repercusiones que son importante evitar. Algunos especialistas mencionan que los dispositivos nos ayudan a poder desarrollarnos en sociedad, sobre todo a facilitar el dialogo o relacionarse con otras personas, familiares o amigos; quienes pueden vivir cerca o en otro Estado de la República o inclusive en otro país, pero es importante tener un uso debido y mantener un control adecuado sobre todo a nuestra edad (7- 8 años) para no correr riesgos y prevenir problemas o dificultades en nuestra persona. Para la presente investigación realice una investigación documental, en libros científicos, en enciclopedias médicas, además de consultar cibergrafía como revistas y blogs de médicos; además de hacer entrevistas a personal de salud para que nos explicaran un poco más acerca del problema de mi investigación.

 

Pregunta de Investigación

¿Qué consecuencias tiene el uso excesivo del celular y la Tablet en los niños de mi edad?

Planteamiento del Problema

Hoy en día los niños de mi edad no comprendemos el daño que causan el celular y la Tablet para nuestro cuerpo, específicamente el sentido de la vista.

Antecedentes

Para conocer a cerca de los efectos y consecuencias que causa el uso excesivo del celular y la Tablet, realice una investigación documental, misma que realice sólo en medios electrónicos, ya que actualmente el problema sanitario por el que atravesamos mundialmente, no me permitió poder acudir a una biblioteca o hacer una investigación de campo.

Comencé por ubicar los conceptos clave para mi investigación:

Tablet. De acuerdo con la definición proporcionada por el sitio ABC, nos dice que la Tablet es un dispositivo electrónico que tiene un tamaño intermedio entre el ordenador y el móvil. Sus características principales son las siguientes: su ligereza, su manejo intuitivo utilizando las manos, su elevada autonomía de uso y la no dependencia de otros accesorios complementarios. La Tablet es un dispositivo multifuncional (en informática se utiliza más el término multimedia), lo cual implica la posibilidad de utilizar su pantalla, su altavoz o su cámara de manera muy rápida y funcional. Esto posibilita que el usuario pueda ver una película o navegar por internet sin depender de una limitación temporal excesiva.

 

Celular. La palabra celular es modernamente aplicada a los teléfonos móviles, que son dispositivos electrónicos inalámbricos, y a la telefonía celular móvil, que permite el funcionamiento de esos aparatos o celulares, para poder alcanzar el propósito comunicacional para el que han sido creados.

Nos podemos percatar que ambos son dispositivos móviles de fácil acceso para nosotros los niños y que por sus características son muy llamativos y accesibles, además de ser muy atractivos por la utilidad que les damos, como: ver videos, jugar con apps, tomar imágenes, gravar algún video, etc.

Sin embargo cuando nuestros padres desde muy pequeños nos ponen en contacto con estos dispositivos se comienzan a notar algunas consecuencias como las que describe la especialista Montse Pons, neuropediatra del Hospital de Manacor (Mallorca), quien ha estudiado a fondo el efecto que provoca el uso de pantallas en niños y asegura que entre 0 y 2 años el consejo médico es que el pequeño no se exponga, o que lo haga lo mínimo posible, a ningún tipo de pantalla, ya sea móvil, Tablet, ordenador e incluso televisión. Ella nos comenta que si no se frena el uso de los dispositivos desde temprana edad las consecuencias a largo plazo podrían ser: hablar mal, con un lenguaje más pobre y más tarde; su cerebro “organiza” peor y progresan menos; les afecta a la conducta; hay riesgo de obesidad y sedentarismo; además de que favorece trastornos del sueño.

Esta especialista asegura que las razones por las que provocan estas consecuencias son: Le “roba” tiempo para desarrollarse correctamente.” Mientras el niño está mirando una pantalla, no está haciendo “otras cosas” que sí son clave para su desarrollo en una edad tan temprana. Es una cuestión de “coste de oportunidades”: la tele o el móvil le quita tiempo para jugar, interaccionar con sus padres, hermanos, abuelos… “Favorece la falta de atención. Pons asegura que “si nos fijamos en los dibujos animados, que es lo que más miran los niños, observaremos que los cambios de secuencia son muy rápidos. Sin embargo, su cerebro no es lo suficientemente maduro para asimilar esta rapidez secuencial y se sospecha que eso puede favorecer un déficit de atención”. Pierden el interés por el lenguaje.” Para que un niño pequeño aprenda, lo que le enseñas tiene que estar próximo a él. Por eso, cuando nos dirigimos a un menor de 2 años solemos señalar el objeto del que le estamos hablando (lo que el niño no ve no existe), se lo repetimos si observamos que nos nos entiende… Nos amoldamos a él. Ese feedback no existe en los dibujos animados porque el lenguaje está descontextualizado: no tiene en cuenta el nivel del pequeño o si lo ha entendido. Por tanto, si un niño consume muchos dibujos, el lenguaje acaba perdiendo interés para él porque, directamente, no le acaba de encontrar un sentido útil”.

La neuropediatra asegura que “aunque creamos que muchos dibujos son educativos, muchos estudios han demostrado que antes de los 3 años el cerebro del niño no está preparado para sacarle provecho”.

Otros especialistas mencionan que, en los niños de 3 a 5 años, el uso de estos dispositivos debiese estar limitado a 1 hora como máximo, mientras que los de 6 a 18 años a 2 horas por día.

Lo que nos llama la atención es que con el uso excesivo de los dispositivos que se mencionan es esta investigación es que puede ocasionarnos en nuestra edad problemas de aprendizaje, por ser un gran distractor a la hora de estudiar, además de que podría causarnos disminución de habilidades para interactuar con los demás miembros de la familia.

Es importante mencionar que no sólo se obtienen consecuencias sociales con el uso del celular y a Tablet, sino que médicamente también hay afectaciones como: generar una adicción a temprana edad (niños entre 5 y 10 años) ya que la utilización de estos equipos, introducen al niño en un círculo de recompensa a través de la producción de la dopamina, conocida como la hormona de la felicidad. El problema es que, en edad temprana, no existen herramientas como la templanza, lo cual crea una fascinación que se transforma en adicción. Además de ello tenemos los trastornos del sueño en donde la glándula pineal, que produce la melatonina en la noche y en la oscuridad, es muy sensible a las variaciones de luz, y la emitida por esos equipos electrónicos hace que se reduzca o se paralice la emisión de la hormona del sueño.

Es bien sabido que hoy en día es muy importante el uso de tecnología, sobre todo para mantenernos en comunicación, además de que se deben desarrollar habilidades con su uso, como saber investigar, elaborar proyectos, utilizar herramientas on-line que estén a la vanguardia, entre otras. Sin embargo, también deben considerarse las afectaciones a nuestros ojos y a nuestro cerebro con su uso excesivo.

En este aspecto, es importante informar que, de acuerdo con investigaciones, en los últimos años han aumentado los casos de astigmatismo, miopía, fatiga visual y otros problemas de la salud visual a edades muy tempranas, causados en cierta medida por la excesiva exposición de los niños a la iluminación de los aparatos electrónicos.

El Plan General de Educación para la Salud Visual Digital 2015-2020 (España), elaborado por la doctora Celia Sánchez-Ramos, sostiene que los niños menores de 2 años no deben usar este tipo de dispositivos porque sus ojos al estar en pleno desarrollo pueden sufrir daños en la retina irreversibles al exponerse a este tipo de luz de onda corta y pantallas LED.

Uno de los principales fabricantes de tecnología del mundo, Taiwán, promueve un uso razonable de esta tecnología en los adolescentes y prohíbe el uso de tablets y smartphones en menores de dos años con multas a los padres de 1400 euros en caso de incumplir la norma.

Los expertos recomiendan realizar un examen ocular completo por parte de un especialista entre el año y los dos años de vida de los niños, y a partir de aquí salvo que se detecte algún tipo de anomalía se aconseja llevar a cabo controles anuales hasta los 7 u 8 años de edad.

En este sentido aquí en nuestro país, México, considero que no se ha tenido un uso razonable de estos dispositivos, ya que no hay medidas de restricción ni campañas de salud que den a conocer o promover la buena salud visual que los padres deben cuidar en sus hijos. Además de que no hay programas sociales donde concienticen a los padres para tomar las medidas necesarias para no exponer a sus hijos desde temprana edad a los dispositivos móviles.

Científicamente han realizado estudios donde han encontrado que el contacto visual con los dispositivos ha causado repercusiones en el sentido de la vista; en la revista QUO se publicó un artículo donde menciona los diferentes experimentos que se han realizado al respecto:

“Una reciente serie de experimentos, llevados a cabo uno en roedores y otro en personas, ratifican los daños irreversibles que la luz de las pantallas digitales puede provocar en los ojos. Las pantallas LED de los dispositivos digitales (smartphones, tablets, ordenadores y videoconsolas) emiten luz con una elevada proporción de longitud de onda corta, es decir, una radiación visible que se caracteriza por ser muy energética y que puede producir daños en los ojos y en otras estructuras del organismo. Los estudios proveen los primeros datos sobre la incidencia de luz azul en la población infantil.

El primero de ellos analizó la estructura y expresión génica de la retina de dos grupos de ratas. Al primero de ellos se le expuso a la luz LED blanca de pantallas de tablets, mientras que el segundo también fue expuesto a esta luz, pero con un filtro externo que absorbe longitudes de onda corta. Para analizar los efectos de estos dispositivos sobre la vista, se rodearon las jaulas de las ratas con 6 tablets, emitiendo luz durante 16 horas al día durante 3 meses. Los resultados se compararon con un tercer grupo que no fue sometido a ninguna prueba. Los datos obtenidos mostraron una importante reducción en el número de células de la retina de las ratas expuestas a las tablets sin filtro, mientras que las que sí lo utilizaron y el grupo de control no presentaron diferencias significativas.
Pero hay algo más profundo. Los autores también señalaron una disminución en la expresión de los genes implicados en la prevención de la muerte celular por apoptosis y una sobreexpresión de algunos de los genes que favorecen la muerte celular en el grupo expuesto a las tablets sin filtro.

El otro estudio presentado, realizado en niños y adultos, buscaba calcular la cantidad de luz que penetra en el ojo en función del dispositivo, el usuario, el diámetro pupilar y la distancia de uso (smartphones: 25-35 cm,tablets: 30-40 cm, ordenadores, 45-50 centímetros). Para ello, se midió la emisión de las pantallas LED de diferentes dispositivos actualmente en el mercado y se calculó la cantidad de luz de alta energía que incide sobre el ojo para diferentes diámetros pupilares. Lógicamente el efecto de la radiación sobre los ojos depende de la composición espectral de la luz, el tiempo de uso y la distancia. El estudio destaca que los niños reciben 3 veces más luz de longitud de onda corta, debido a que usan los dispositivos a distancias más cortas. Esto es importante ya que una reciente investigación, realizada por la firma Childwise, señalaba que los niños de entre 5 y 16 años invertían más de 7 horas diarias viendo pantallas LED (televisión, ordenador o tablet).
Ambos estudios, aún pendientes de publicación, señalan la necesidad de que los organismos públicos consideren las consecuencias de la extrema exposición a luz de longitudes de onda corta a la que están expuestas los niños y los adultos al utilizar de modo habitual de dispositivos de pantallas LED.

 

De los estudios científicos antes mencionados podemos observar que la luz que se irradia de los dispositivos móviles genera que nuestra retina,  que es la membrana interior del ojo en la cual se reciben las impresiones luminosas que son transmitidas al cerebro; cubre la coroides hasta el iris y está formada esencialmente por expansiones del nervio óptico; se ve afectada considerablemente. Además de que al usar estos dispositivos constantemente y muy cerca a nuestros ojos, genera que nuestra pupila, que es orificio situado en el centro del iris, por donde penetra la luz en la cámara posterior del ojo, se ve afectada de manera considerable. Ambas consecuencias considero que son graves, puesto que si no se razona el uso que se les da a estos dispositivos podrían desencadenar a largo plazo en enfermedades o problemas oculares más graves como:

  • Agujero macular. Síntomas y signos característicos El agujero macular se caracteriza por pérdida de la visión central y distorsión en las imágenes en uno de los ojos. La distorsión se manifiesta como ondulación de las líneas rectas y los números o letras pueden saltar de línea. Otros síntomas que manifiestan los pacientes son una mancha gris central.
  • Alta miopía o miopiua magna. La miopía es una condición que ocurre cuando en ojos que tienen un mayor tamaño del normal las imágenes se enfocan delante de la retina y no sobre ella. Esto produce que la visión resulte borrosa en distancias lejanas y, también, una disminución importante de la agudeza visual.

 

  • Ambliopía u ojo vago. La ambliopía u ojo vago es una alteración de la visión (un ojo ve peor que el otro) producida por una asimetría en el uso de los ojos durante los ocho primeros años de vida (etapa de desarrollo visual). En definitiva, el niño ve mejor con un ojo que con el otro.A pesar de que no haya ninguna enfermedad que dificulte la capacidad visual de ninguno de los dos ojos, el cerebro recibe información visual de peor calidad de uno de ellos y lo acaba ignorando. Ese ojo con el paso del tiempo se vuelve vago.

La ambliopía ocurre cuando el cerebro ignora la información visual procedente de un ojo al llegar de peor calidad que con el otro ojo, a pesar de que las estructuras del mismo estén sanas.

Esto puede deberse a:

  • Una alteración en la alineación de los ojos o estrabismo.
  • Anisometropía: es la diferencia de graduación entre un ojo y el otro. El niño utiliza más el ojo con el que le resulta más fácil enfocar, y deja de usar el que más graduación tiene. La familia y gente que rodea al niño no perciben nada raro, puesto que el niño presenta una visión normal con uno de sus dos ojos.
  • Ambliopía por deprivación: una catarata(falta de transparencia del cristalino, una ptosis (caída del párpado superior), o una opacidad en la córnea pueden impedir el desarrollo visual.

 

 

  • El astigmatismo es un defecto en la curvatura de la córnea (la estructura en forma de cúpula transparente que cubre el iris y la pupila del ojo) o en la forma del cristalino del ojo. Normalmente, la córnea y el cristalino del ojo son regulares y están curvados de la misma forma en todas las direcciones, lo que ayuda a enfocar nítidamente la luz en la retina, situada en el fondo del ojo. Sin embargo, si la córnea o el cristalino no son lisos o no tienen una curvatura regular, los rayos de luz no se refractan correctamente, lo que da lugar a lo que se conoce como un problema de refracción.

 

  • La blefaritis es una inflamación que se produce en el borde de los párpados causando enrojecimiento, descamación e inflamación de los mismos. En la mayoría de los casos, las glándulas situadas en los párpados producen grasa en exceso y dicha grasa se acumula de manera casposa, lo que provoca una inflamación o favorece la aparición de bacterias o incluso parásitos.

 

  • Chalación. chalación, calacio o chalazión es una protuberancia o bulto benigno en el párpado que no produce dolor y que aparece cuando se acumulan las secreciones de las glándulas de Meibomio a causa de un bloqueo en el drenaje de las mismas. En esos casos la secreción queda retenida en el interior, lo que hace aparecer este nódulo.}

 

  • Cataratas infantiles. Muchas personas creen que las cataratas solo afectan a personas mayores. Sin embargo, los niños también pueden sufrirlas. Tanto la catarata infantil como la que deriva del envejecimiento, consisten en una opacificación de la lente natural o cristalino del ojo, lo que puede provocar visión borrosa e incluso ceguera. En los adultos, normalmente las cataratas aparecen muchos años después del desarrollo correcto de la visión por lo que, tras eliminar la catarata, en muchos casos la persona puede recuperar una buena visión. Debido al hecho de que la visión en los niños aún está en desarrollo y de que este proceso no termina hasta los 8 o 10 años, en el caso de que una catarata infantil no se trate, puede provocar problemas de visión a largo plazo. Por ese motivo, la detección y el tratamiento temprano pueden prevenir una pérdida de visión permanente en niños con cataratas. Las cataratas pueden aparecer en distintas zonas del cristalino y pueden ir de pequeñas lesiones (manchitas) a grandes opacificaciones. Pueden estar provocadas por predisposición genética, trastornos metabólicos, o traumatismos en el ojo que dañen el cristalino.

Aunque sabemos que estas enfermedades pueden ser las consecuencias que con el paso del tiempo se pudieran generar en los adultos, es importante reconocer que actualmente los tiempos en los que vivimos nos han orillado a vivir inmersos en la tecnología, es decir, los niños de hoy en día, prácticamente nacen con un objeto tecnológico en sus manos a lo que se le denomina como “Nativos Digitales”. Desde pequeños adquieren esa familiaridad con objetos como las Tablet o los smartphones y se acostumbran a temprana edad a utilizarlos diariamente (CMF, 2020) y esto nos pone en la disyuntiva de que si son recursos necesarios debemos utilizarlos, es decir, ser conscientes de que no se podrá erradicar el problema por completo, pero si podemos hacer conciencia del uso excesivo tomando en consideración las consecuencias, mismas que no sólo son en cuanto a salud visual, sino que además existen otras repercusiones como:

1. Desarrollo cerebral de los niños

Un desarrollo cerebral causado por la exposición excesiva a las tecnologías, puede acelerar el crecimiento del cerebro de los bebés entre 0 y 2 años de edad, y asociarse con la función ejecutiva y déficit de atención, retrasos cognitivos, problemas de aprendizaje, aumento de la impulsividad y de la falta de autocontrol (rabietas).

2. Retraso en el desarrollo del niño

El excesivo uso de las tecnologías puede limitar el movimiento, y consecuentemente el rendimiento académico, la alfabetización, la atención y capacidades.

3. Obesidad infantil

El sedentarismo que implica el uso de las tecnologías es un problema que está aumentando entre los niños. Obesidad lleva a problemas de salud como la diabetes, vasculares y cardíacos.

4. Alteraciones del sueño infantil

Los estudios revelan que la mayoría de los padres no supervisan el uso de la tecnología a sus hijos, en sus habitaciones, con lo que se observa que los niños tienen más dificultades para conciliar el sueño. La falta de sueño afectará negativamente a su rendimiento académico.

5. Enfermedad mental

Algunos estudios comprueban que el uso excesivo de las nuevas tecnologías está aumentando las tasas de depresión y ansiedad infantil, trastornos de vinculación, déficit de atención, trastorno bipolar, psicosis y otros problemas de conducta infantil.

6. Conductas agresivas en la infancia

La exposición de los niños a contenidos violentos y agresivos, puede alterar su conducta. Los niños imitan todo y a todos. Así que hay que vigilar el uso y la navegación de los niño en móviles o tabletas.

7. Falta o déficit de atención

El uso excesivo de las nuevas tecnologías puede contribuir a déficit de atención, disminuir la concentración y la memoria de los niños, gracias a la gran velocidad de sus contenidos.

8. Adicción infantil

Los estudios demuestran que uno de cada 11 niños de 8 a 18 años son adictos a las nuevas tecnologías. Cada vez que los niños usan dispositivos móviles, se separan de su entorno, de amigos y familiares.

9. Demasiada radiación

La OMSOrganización Mundial de la Salud clasifica los teléfonos celulares como un riesgo debido a la emisión de radiación. Los niños son más sensibles a estos agentes y existe el riesgo de contraer enfermedades como el cáncer.

10. Sobreexposición

La constante y sobreexposición de los niños a la tecnología les hacen vulnerables, explotables y expuestos a los abusos.

 

 

Objetivo

Dar a conocer algunos daños que pueden ocasionar el uso excesivo del celular y la Tablet, con la finalidad de que los niños conozcan las consecuencias que podrían generar en su salud visual.

Justificación

Considero que es necesario proporcionar información a los niños de mi edad sobre las consecuencias que tienen el uso excesivo de los celulares y las Tablet para que moderen su uso y cuiden su salud visual y general.

Hipótesis

Si los niños de mi edad supieran las consecuencias que genera el uso excesivo del celular y la Tablet, entonces podrían reducir su uso, porque se conocería la afectación visual que causan.

Método (materiales y procedimiento)

Para poder realizar este proyecto, realice una investigación documental, por medio de una bibliografía principalmente en medios electrónicos, ya que la situación sanitaria de nuestro país no me permitió acudir a una biblioteca de manera física.

Sin embargo, también utilice la técnica de la entrevista para poder saber la opinión de un especialista en salud visual. Las preguntas que integre a mi entrevista fueron: ¿Cuál es su nombre y cuál es su profesión?, ¿A qué te dedicas actualmente?, Usted qué opina a cerca de uso excesivo de las Tablet y los celulares en niños de mi edad (7-8 años), ¿Considera que una de las causas del uso excesivo de estos dispositivos es por culpa de los padres?, ¿Qué tipos de consecuencias puede traer el uso excesivo de celulares y Tablet en niños de mi edad?, ¿Qué consecuencias en nuestra salud, como niños, podría generar el uso excesivo de estos dispositivos?, ¿Cuáles podrían ser las enfermedades más graves en nuestros ojos si como niños usamos mucho el celular y la Tablet?, ¿Qué recomendaciones les daría a los papás y a los niños de mi edad respecto del uso del celular y la Tablet?.

Dicha entrevista la realice el día 24 de enero del 2021, donde el Doctor Optómetra Emilio me explico algunas de las consecuencias más frecuentes que se podrían presentar en los niños de mi edad por estar mucho tiempo en contacto con el celular o la Tablet. Nos comentó que este uso excesivo puede generar cansancio visual, además de que hay poca concentración en los niños, así como de que se comienzan a generar sintomatologías como ojos llorosos, ojos rojos, lagrimeo ocular, dolores de cabeza, falta de atención, la retención de información es menor y todo ello pueden causar un bajo rendimiento escolar. En la entrevista, el doctor, mencionó que se puede generar una condición visual con graduaciones muy altas, lo que daría como resultado que un niño fueran poco funcional con su vista y que además sería complicado poderlo tratar con ejercicios u otros medios como el uso de lentes. Por último, nos dio algunas recomendaciones como establecer horarios fijos, donde los padres se responsabilicen del tiempo que se les proporcione a sus hijos para el uso de estos dispositivos fuera de horarios académicos, además sería factible las revisiones constantes con especialistas para cuidar la salud visual.

A continuación se adjunta la entrevista realizada: https://www.youtube.com/watch?v=EI7DwIDdHZA

Galería Método

Resultados

Logre concientizar que el uso excesivo del celular y la Tablet son dañinos para nuestra salud ocular, además de que es importante hacer una revisión constante a nuestros ojos, con especialistas que nos den a conocer como nos encontramos visualmente y que ejercicios nos recomiendan para poder aplicarlos después de estar en contacto con los dispositivos electrónicos. Así mismo pude darme cuenta que de pronto no es suficiente con que nos mantengamos alejados de los dispositivos, ya que es inevitable utilizarlos y más ahora que se toman clases en línea, pero lo que si podemos hacer es que una vez finalizadas nuestras labores académicas descansemos nuestros ojos para que no se nos irriten o nos lloren, entonces debemos reducir su uso por las tardes, utilizando nuestro tiempo en jugar con otros juguetes o en pasar tiempo de calidad con la familia.

Galería Resultados

Discusión

Resulta conveniente que los padres cuiden la salud visual de sus hijos, ya que es de suma importancia poner especial atención con el uso de los dispositivos y medios electrónicos. Con la presente investigación podemos darnos cuenta que los medios como el celular y la Tablet pueden ser buenos siempre y cuando no se usen de manera excesiva. Además de que al saber que mi cuerpo, en específico los ojos, pueden sufrir consecuencias, mismas que en ocasiones son tratables, pero en otros casos, no hay más remedio y en etapas adultas se pueden tener consecuencias más graves. Es por ello que debemos aprender a cuidar nuestra salud visual desde el establecimiento de reglas en casa respecto del uso de estos dispositivos.

De igual manera los padres deben abstenerse de usar el celular y la Tablet como una de las formas para entretener a sus hijos, ya que cuando no se establecen límites, se pueden generar berrinches o pueden provocar que los niños tomen una actitud de descontrol sobre este tema.

 

Conclusiones

Mis recomendaciones serían:

  1. Debemos comprender que el uso de los dispositivos es importante para nuestra vida diaria, pero no debemos excedernos en su uso.
  2. Es mejor establecer límites en casa respecto del uso de los dispositivos.
  3. Una muy buena idea es por medio del “control parental” que los padres pueden configurar en los dispositivos de sus hijos para establecer horarios de uso.
  4. Debemos acudir a revisiones constantes con los especialistas en salud visual.
  5. Descansemos nuestros ojos con ejercicios de relajación ocular.
  6. Los papas deben cuidar a sus hijos estableciendo normas de convivencia donde por medio de la información hagan saber que si usan de manera excesiva el celular o la Tablet pueden tener consecuencias en su vista.

Bibliografía

CMF, W. d. (20 de Febrero de 2020). Enfermedades que los celulares provocan a los niños y los padres desconocen. Obtenido de https://webdelmaestrocmf.com/portal/alerta-padres-estas-son-las-enfermedades-que-celulares-provocan-a-los-ninos-y-no-lo-sabes/

Fernanda Carrasco Rivas, R. D. (2017). El uso de dispositivos moviles por niños: entre el consumo y el cuidado familiar. Temuco, Chile: Universidad Catolica.

Manacor, S. S. (s.f.). Diario de Mallorca. Obtenido de Los peligros de utilizar el móvil como un juguete para los niños: https://www.diariodemallorca.es/part-forana/2018/11/12/peligros-utilizar-movil-juguete-ninos-3082003.html

Navarro, J. (Agosto de 2015). Definicion ABC. Obtenido de https://www.definicionabc.com/tecnologia/tablet.php

Opeluce. (2 de Agosto de 2019). ¿Cuáles son las enfermedades de los ojos más comunes? Obtenido de https://www.opeluce.com.pe/blog/cuales-son-enfermedades-ojos-comunes/

Retina, I. C. (2021). Centro Oftalmológico de Barcelona. Obtenido de https://icrcat.com/enfermedades-oculares/

Robles, G. A. (Octubre de 2017). El uso de dispositivos moviles y su influencia en la comunicación familiar. Guatemala: Universodad de San Carlos.

Summary

Research Question

Problem approach

Background

Objective

Justification

Hypothesis

Method (materials and procedure)

Results

Discussion

Conclusions

Bibliography