Medio Ambiente

Pandilla Kids (3ro., 4to., 5to. y 6to. Año de primaria)

PK-MA-199 Importancia de las abejas en la vida de los seres humanos.

Asesor: ROSALIA ORNELAS ENRÍQUEZ

Equipo [Ruth Camila Valencia Torres] Ruth Camila Valencia Torres[3° Lagarto]

Resumen

Las abejas, insectos evolucionados de las avispas, son importantes para la humanidad ya que son los agentes polinizadores más relevantes del ecosistema. Son los polinizadores por excelencia sobre la faz de la tierra.  Son grandes productoras de miel, la cual nos provee de grandes propiedades curativas con su consumo. Sin las abejas los humanos solo sobreviran 4 años a lo máximo, no más abejas, no más polinización, no más animales, no más personas (Albert Einstein) Estos pequeños insectos son cruciales para el ser humano. Los problemas que afectan a las abejas y otros insectos polinizadores suponen una importante amenaza para la alimentación mundial, especialmente en las zonas del planeta con dificultades para abastecer de nutrientes a los grupos sociales más desfavorecidos.

Los insectos polinizadores aportan alrededor del 10% del valor económico de la producción agrícola a nivel mundial, pero su contribución para la nutrición humana es potencialmente mucho mayor.

La población de abejas está disminuyendo en todo el mundo, “pero este año (2016) será más aguda”, apunta Pau Bars, secretario de la Asociación de Apicultores de Catalunya. Según su punto de vista, esta crisis se debe al cambio climático, “que desorienta a las abejas. Estos animales tienen los ciclos climáticos muy marcados, y si varían como ahora, eso las trastoca”.

Entre los motivos de la reducción de la población de abejas, están: la reducción y/o destrucción de su hábitat, los incendios, las especies exógenas, los pesticidas y plaguicidas y la pérdida de la diversidad genética.

 

Pregunta de Investigación

¿ Porque son importantes para el ser humano las abejas?

Planteamiento del Problema

Con la extinción de las abejas se crearía una crisis alimentaria ya que sin ellas no existiría el alimento que mantiene vivas a las especies herbívoras que a su vez mantienen vivas a las especies carnívoras y omnívoras.

Entre los motivos más relevantes, para que se de este fenómeno desafortunado se pueden resaltar:

  • La reducción y/o destrucción de su hábitat y el cambio climático que no solo afecta a animales grandes: los insectos también sufren cuando hay desastres ambientales
  • Los incendios, principal destructor de la flora.
  • Las especies exógenas; las abejas son atacadas por parásitos y otros bichos, sobre todo ciertas especies de ácaros, el virus de alas deformes, la avispa asiática, un parasito llamado nosema ceramae y otro llamado varroa y el escarabajo de colmena.
  • Los pesticidas y plaguicidas (sustancias toxicas para matar plagas en los cultivos) que daña el sistema nervioso de las abejas. Por culpa de estos venenos, las abejas contraen una enfermedad que les impide orientarse.
  • La pérdida de la diversidad genética (cultivos modificados) para incluir control de plagas hacen daño a las abejas. (CNN 2016).

Antecedentes

Sabemos que las abejas habitan este mundo desde hace aproximadamente 30 millones de años, y desde entonces han tenido un lugar crucial tanto en la cadena alimenticia como en el desarrollo y supervivencia de casi todos los seres vivos que también habitamos el planeta.

Si las abejas desaparecen, con ellas se irían multitud de plantas que dependen de ellas y detrás, asolados por el hambre, probablemente los seres humanos.

Desde hace casi 30 años sabemos que las abejas están muriendo, aunque aún no sepamos al 100% por qué. El 75% de la flora silvestre se poliniza gracias a las abejas y casi el 40% de las frutas y verduras que comemos procede de la polinización.

Los motivos no están claros aún, pero los expertos apuntan al aumento del uso de los pesticidas, el incremento de avispas asiáticas y de dos parásitos enemigos naturales de las abejas: uno interno (Acarapis Woodi) y otro externo (Varroa Destructor).

El problema es el desajuste climático: cuando hace frío se pueden controlar mejor los parásitos, ya que las abejas se agrupan y se pueden tratar de forma más efectiva”. Ahora, estos animales se comportan de forma muy diferente y su cuidado es más complejo.

Las abejas son unos insectos extremadamente sociables que viven en colonias que se establecen en forma de enjambres y en los que se organizan en una estricta jerarquía de tres rangos sociales: la abeja reina, los zánganos y las abejas obreras.  Habitan en todos los continentes de la Tierra excepto en la Antártida, y se trata de unos de los insectos más antiguos, de que se sabe, pueblas nuestro planeta desde hace más de 30 millones de años.  Se conocen más de 20,000 subespecies distintas de abeja divididas en 7 familias reconocidas.

Las abejas son los insectos polinizadores por excelencia y tienen una función esencial para el equilibrio de la naturaleza, ya que contribuyen activamente a la supervivencia de muchas especies de plantas que se reproducen gracias al transporte de polen que llevan a cabo estos pequeños animales al alimentarse del néctar de las flores.  Muchas de estas plantas las usamos los seres humanos para producir algunos de nuestros alimentos.  Viven una media de cinco años y no miden más de 1.5 centímetros.

Si todo va como la seda en su mundo, una abeja reina vive entre dos y tres años. Pero los apicultores de Estados Unidos han comprobado que esa esperanza de vida se ha reducido a menos de la mitad en los últimos 10 años, y la ciencia trata de averiguar por qué.

Es una de las muchas cuestiones que rodean el misterio de la mortandad de las abejas, un fenómeno inquietante asociado a distintas causas, desde los parásitos hasta el uso de pesticidas y la destrucción del hábitat. Además de producir miel, la abeja europea presta un servicio crucial a la agricultura: la polinización. Sin ellas, muchos productos se verán afectados. Y, según David Tarpy, entomólogo de la Universidad Estatal de Carolina del Norte, aunque cerca del 90% de los apicultores estadounidenses son aficionados, la mayoría de las colmenas forman parte de operativos comerciales a gran escala.

La disminución generalizada del número de colonias podría acabar teniendo consecuencias devastadoras para la producción de alimentos. Por este motivo, los científicos buscan un plan B.

La mayoría de las abejas europeas que hoy viven en Estados Unidos son de origen italiano y, por ende, vulnerables a un ácaro parásito llamado varroa. Las abejas rusas, en cambio, son más resistentes, y los apicultores do­­mésticos han obtenido buenos resultados con ellas. El problema, según Tarpy, es que estas no fabrican tanta miel como sus primas italianas y «no casan tan bien» con la naturaleza migratoria que entraña la polinización de granjas a gran escala.

Otra opción, apunta Sam Droege, zoólogo del Servicio Geológico de Estados Unidos, es aprovechar los miles de especies de abejas silvestres. La pega, para algunos, es que ninguna de ellas produce miel. Pero, según Droeze, “siempre podemos importarla”.

Objetivo

Concientizar a los seres humanos de la importancia de cuidar a las abejas .

Justificación

La evolución y la estabilidad del ser vivo, en armonía con el planeta que avita , se debe al trabajo en conjunto que plantas y animales realizan a diario por lo que es importante dar a conocer el peligro que están corriendo las abejas por nuestras acciones que están acabando con este insecto tan importante para el mundo porque además de polinizar dan miel, son importantes en el plato del buen comer.

Hipótesis

Para evitar la extinción de las abejas, debemos hacer cambios estratégicos de suma relevancia, hacer menos uso de pesticidas y plaguicidas o buscar un método de hacer estos productos con recursos naturales (biodegradables).

Hacer conciencia en la humanidad para generar un cambio climático positivo, que nos ayude no solo a detener la devastación de nuestro planeta, sino a salvar a muchas especies de animales en peligro de extinción como es el caso de las abejas.

Método (materiales y procedimiento)

Dentro de la investigación de campo realice una entrevista a una persona mayor, con la finalidad de descubrir, la importancia de las abejas para el ser humano y si era posible descifrar desde cuando la triste noticia de su peligro de extinción era sabida por la humanidad.  Así como averiguar si la población ha efectuado algunas medidas para detener este suceso, que tan informados y preparados estamos para combatir lo que parece ser un desenlace inminente.

A continuación un extracto de dicha entrevista.

1 ¿Para ti cual es la importancia de las abejas para el mundo?

Ellas son las que polinizan las flores para que haya vida, entonces sin ellas todo se va acabar.

2 ¿Tienes conocimiento sobre la inminente extinción de la abeja?

Si, por que se están exterminando por tanto pesticida que echan para acabar con las plagas, también están acabando con las abejas.

3 ¿Crees que si la abeja se extingue, el ser humano podrá reemplazar su labor?

No, de ninguna manera, al terminarse las abejas, se acaba el mundo, se acaba el planeta, es indispensable para la humanidad.

4 ¿Qué acción recomiendas para evitar la extinción de la abejas?

Que haya buenos criaderos para las abejas, para que ellas puedan seguir sobreviviendo, no matarlas, no echar pesticidas, no alborotarlas, respetar el medio de vida de las abejas.

5 ¿El ser humano podrá sobrevivir sin las abejas?

No, no puede sobrevivir, te repito sin las abejas todo se acaba.

VISITA COLMENA VIRTUAL.

EN la colmena virtual, nos muestra la gran cantidad de panales que tienen para que vivan las abejas mileras.

Descubrí que una abeja reina pone aproximadamente 1500 huevos por día, que es la más grande dentro de la colonia y que es la única que se alimenta con jalea real.

Que entre sus descendientes, las hembras son las abejas obreras y los machos son los llamados zánganos. Existe otro tipo de abeja macho llamado drone que es el responsable de aparearse con abejas reinas jóvenes para crear más colonias.

Galería Método

Resultados

Galería Resultados

Discusión

Conclusiones

Las abejas son seres vivos muy importantes para los humanos y los demás seres vivos, sin ellas la vida no se podría mantener como la conocemos.  Ellas cargan demasiada responsabilidad para mantener a todos los seres vivos, es nuestro deber cuidarlas, protegerlas y salvarlas de este riesgo tan grande que corren y de no hacerlo podrían extinguirse.

«Para la abeja una flor es un fuente de vida, para la flor una abeja es una fuente de amor»

«La próxima vez que una abeja zumbe a tu alrededor, recuerda que muchos de nuestros alimentos dependen en gran medida de la polinización natural intermediada por insectos: un servicio clave que abejas y otros polinizadores prestan al ecosistema».

Bibliografía

Summary

Research Question

Problem approach

Background

Objective

Justification

Hypothesis

Method (materials and procedure)

Results

Discussion

Conclusions

Bibliography