Nivel de inteligencia en los niños prematuros


Categoría: Pandilla Kids (3ro., 4to., 5to. y 6to. Año de primaria)
Área de participación: Ciencias Sociales y Humanidades

Asesor: BRENDA MAYANIN SALINAS RUIZ

Autor: Angel Hernandez Fabila ()

Grado:

Resumen

Los niños prematuros son niños que nacieron antes de tiempo por lo que su crecimiento pudo haber sido afectado y es por eso que se necesita un tratamiento especial, cada niño prematuro es único por lo que no se puede predecir su futuro  y deben tener tratamientos y una vez salido del hospital los padres tendrán que poner mayor atención al pequeño y ayudarlo a todos sus problemas que tengan para poder tener un mejor desarrollo (el caminar, hablar, oir, ver, etc) sin embargo su capacidad de aprendizaje se detecta hasta su ingreso a la escuela.

Por lo que  es importante conocer su nivel de inteligencia, para lo cual nos dimos a la tarea de informarnos mediante los expedientes de niños prematuros y a término, cuál es el coeficiente intelectual que presentan y mediante el test de inteligencia WISCRM se puede identificar el nivel de inteligencia, este test se aplica a todos los niños sean prematuro o no. Para tener un nivel de inteligencia normal se debe obtener una calificación de 90 a 110 en su coeficiente intelectual,  hay veces en que los niños prematuros tienen nivel de inteligencia más alto que los niño que llegaron al término y  eso se debe a los tratamientos que recibieron  y al cuidado de los padres.

Pregunta de Investigación

¿Qué nivel de inteligencia tienen los niños prematuros? ¿El nivel de inteligencia de los niños prematuros es normal?

Planteamiento del Problema

El desarrollo cognitivo (coeficiente intelectual) de un niño que nació de parto prematuro no puede predecirse; cada prematuro es único y debe ser atendido con un programa individualizado teniendo en cuenta sus riesgos y necesidades. Se ha observado que los niños prematuros presentan en la infancia mayor porcentaje de déficits en el rendimiento cognitivo general, que los niños que nacen a término. Sin embargo mi experiencia personal y el conocimiento de algunos compañeros que también han sido prematuros me indica que no presentan deficiencia cognitiva, por lo que es importante la investigación de coeficiente intelectual entre niños prematuros y niños que llegan a término.

Antecedentes

 

En nuestro país la sobrevida de prematuros de bajo peso al nacer subió de alrededor de 30% a comienzos de los 90´, a 50% en el año 2000 y 58% en el 2005 y continúa mejorando. Estas cifras son las que marcan que desde diferentes ámbitos se hace necesario acompañar a estos niños y a sus familias en el desafío de aprender e insertarse en las instituciones educativas.

Es un bebé prematuro nace antes de 37 semanas completas de gestación (más de tres semanas antes de la “fecha prevista del parto”).   Las causas al nacer el bebé, se clasifica como:

  • Prematuro (de menos de 37 semanas de gestación)
  • A término (de 37 a 42 semanas de gestación).
  • Postérmino o posmaduro (nacido después de 42 semanas de gestación).
  • Si una mujer entra en trabajo de parto antes de las 37 semanas, se denomina contracciones prematuras.

Es posible que los bebés “prematuros tardíos” que nacen entre las semanas 35 y 37 de gestación no luzcan prematuros. Posiblemente no se los ingrese en una unidad de cuidados intensivos, pero todavía están en riesgo de más problemas que los bebés a término.

Los problemas de salud en la madre como diabetes, cardiopatía y nefropatía pueden contribuir a las contracciones prematuras. A menudo la causa de esto se desconoce. Los embarazos múltiples (gemelos, trillizos, etc.) conforman alrededor del 15% de todos los nacimientos prematuros.  Diferentes problemas relacionados con el embarazo incrementan el riesgo de contracciones prematuras o el parto prematuro como son:

  • Un cuello uterino debilitado que comienza a abrirse (dilatarse) temprano, también llamado insuficiencia cervicouterina.
  • Anomalías congénitas del útero.
  • Antecedentes de parto prematuro.
  • Infección (como una infección urinaria o de la membrana amniótica).
  • Mala nutrición poco antes o durante el embarazo.
  • Preeclampsia: manifestación de hipertensión arterial y presencia de proteína en la orina después de la semana 20 del embarazo.
  • Ruptura prematura de membranas (placenta previa).
  • Otros factores que incrementan el riesgo de contracciones prematuras y un parto prematuro abarcan:
  • Edad de la madre (madres menores de 16 y mayores de 35)
  • Raza negra
  • Falta de cuidados prenatales
  • Nivel socioeconómico bajo
  • Consumo de tabaco, cocaína o anfetaminas
  • El bebé puede tener problemas para respirar y mantener una temperatura corporal constante.

 

Pruebas y exámenes

Un bebé prematuro puede tener signos de los siguientes problemas:

  • Anemia
  • Sangrado en el cerebro o daño a la sustancia blanca de éste
  • Infección o sepsis neonatal
  • Bajo nivel de azúcar en la sangre (hipoglucemia)
  • Síndrome de dificultad respiratoria neonatal, aire extra en el tejido pulmonar (enfisema intersticial pulmonar) o sangrado en los pulmones (hemorragia pulmonar)
  • Ictericia del recién nacido
  • Vello corporal (lanugo)
  • Problemas para respirar debido a los pulmones inmaduros, neumonía o conducto arterial persistente
  • Inflamación intestinal grave (enterocolitis necrosante)
  • Un bebé prematuro tendrá un peso más bajo al nacer que un bebé a término. Los signos comunes de prematuridad abarcan:
  • Patrones respiratorios anormales (pausas irregulares y superficiales en la respiración llamadas apnea).
  • Clítoris agrandado (en las niñas).
  • Menos grasa corporal.
  • Tono muscular más bajo y menor actividad que los bebés a término.
  • Problemas para alimentarse debido a la dificultad para succionar o coordinar la deglución y la respiración.
  • Escroto pequeño que es liso y sin pliegues y testículos sin descender (en los niños).
  • Cartílago del oído suave y flexible.
  • Piel delgada, lisa, brillante, que a menudo es transparente (se pueden ver las venas bajo la piel).

Tratamiento

Cuando se presenta el parto prematuro y no se puede detener, el equipo médico se preparará para un nacimiento de alto riesgo. Después de nacer, se lleva al bebé a una sala de recién nacidos para casos de alto riesgo. Se lo coloca bajo un calentador o en una caja transparente y con calefacción, llamada incubadora, que controla la temperatura del aire. Las máquinas de monitoreo rastrean la respiración, la frecuencia cardíaca y el nivel de oxígeno en la sangre del bebé.

Los órganos de un bebé prematuro no están completamente desarrollados. El bebé necesita cuidado especial en una sala de recién nacidos hasta que los órganos se hayan desarrollado lo suficiente para mantener al bebé vivo sin soporte médico. Esto puede tardar de semanas a meses.

Los bebés usualmente no pueden coordinar la succión y la deglución antes de la semana 34 de gestación. Los bebés necesitan cuidados especiales en la sala de recién nacidos hasta cuando sean capaces de respirar sin soporte extra, alimentarse por la boca y mantener la temperatura y peso del cuerpo. Los bebés muy pequeños pueden tener otros problemas que complican el tratamiento y requieren una hospitalización más prolongada.

Las posibles complicaciones a largo plazo abarcan:

  • Displasia broncopulmonar (DBP).
  • Retraso en crecimiento y desarrollo.
  • Retraso o discapacidad mental o física.
  • Retinopatía de la prematuridad, pérdida de la visión o ceguera.

 

La prematuridad puede tener efectos a largo plazo. Muchos bebés prematuros tienen problemas médicos, de desarrollo o de comportamiento que continúan hasta la niñez o son permanentes. Cuanto más prematuro sea el bebé y más bajo sea su peso al nacer, mayor será el riesgo de complicaciones. Sin embargo, es imposible predecir el desenlace clínico a largo plazo de un bebé con base en la edad gestacional o el peso al nacer.

Los niños que presentan dificultades en la escuela son aquellos que tienen el perfil del niño difícil y el niño lento para animarse. El niño difícil genera gran preocupación en el docente, quien se ve urgido de encontrar estrategias para ayudarlo, es importante conocer el concepto de temperamento como algo intrínseco porque muchas veces se responsabiliza a los padres de la conducta del niño, adjudicando una causa emocional o vincular (falta de límites, poco compromiso familiar, etc.). El niño lento para animarse no genera tanto conflicto en el aula pero es el niño que se encuentra permanentemente frustrado e insatisfecho, desea participar de experiencias nuevas, se siente motivado y atraído pero no logra hacerlo, esto le genera alto nivel de frustración, lo cual se traduce en irritabilidad, humor negativo y labilidad emocional.

Aprendizaje y Escolaridad del niño

El desarrollo de un ser humano es el resultado de la interacción entre el sujeto (factores biológicos) y el medio que lo rodea. en el caso de los niños que presentan un factor de riesgo biológico, como es el caso de los niños prematuros, la escuela puede posicionarse como un sistema facilitador y estimulador de aprendizaje. Sabemos que es todavía en nuestro país una utopía hablar de escuela inclusiva, pero sin duda es una meta que debe guiar el trabajo escolar.

Bernbaum dijo que los padres de los bebés prematuros con un volumen cerebral más bajo no deben preocuparse. “El crecimiento cerebral continúa durante un par de años. Incluso si alguien tiene un volumen cerebral bajo al nacer, tiene mucho potencial que puede maximizar”, aseguró.

La buena nutrición en los dos primeros años de vida, un ambiente saludable y de bajo estrés en el hogar y la estimulación de los padres y cuidadores contribuyen al crecimiento del cerebro, señaló Bernbaum.

El estudio no provee respuestas sobre cómo mejorar el cerebro del bebé.

“El público siempre está deseoso de saber qué puede hacer. Pero en realidad no lo sabemos con certeza. No se trata de un estudio que demuestre el efecto de una intervención”, señaló Raman Sankar, jefe de neurología pediátrica del Hospital Pediátrico Mattel de la Universidad de California, en Los Ángeles. Pero Sankar dijo que “las personas con prematuros pueden acudir a centros del desarrollo y obtener mucha terapia. No puede hacer daño, y probablemente ayude”.

El desarrollo de un cerebro sano también puede comenzar antes del nacimiento, añadió Bernbaum. Las mujeres embarazadas que toman una vitamina prenatal, comen una dieta bien equilibrada baja en sal y grasa, y rica en calcio y proteínas, dan a sus hijos, incluso a los bebés nacidos de forma prematura, las mejores probabilidades, señaló Bernbaum.

El desarrollo congnitivo de un niño que nació de parto prematuro no puede predecirse; cada prematuro es único y debe ser atendido con un programa individualizado teniendo en cuenta sus riesgos y necesidades. Hay evidencia suficiente sobre relaciones entre prematuridad, trastornos cognitivos y/o rendimiento académicos, en diversos estudios que incluyeron grupo control de niños que no fueron prematuros al nacer, se observó que los niños prematuros presentan en la infancia mayor porcentaje de déficits en el rendimiento cognitivo general. Entre 2 y 4 años se pueden manifestar trastornos del habla, conductas anormales,  y trastornos motores finos.

A partir de los 5 años se pueden detectar casos menos graves de torpeza motora, dispraxias, trastornos del aprendizaje y cocientes de desarrollo de 85 o inferiores. Los estudios realizados en adolescentes (14-15 años) con antecedentes de prematuridad hallaron menor CI y dificultades en lo referido a lectura y a las habilidades de cálculo, concretamente las operaciones numéricas y el razonamiento matemático.

La inteligencia es considerado como la capacidad de procesar la información y utilizarla para resolver problemas cotidianas.

Cuando hablamos de inteligencia hacemos referencia a aquellos procesos cognitivos como la atención, concentración, la memoria, el aprendizaje, etc.. Ya que el funcionamiento de estas variables sumado a una adecuada nutrición y un ambiente familiar favorable permite constituirla.

La inteligencia humana es producto de dos factores:

  1. El potencial biológico
  2. El entorno donde fuimos educados.

El cociente intelectual, también denominado coeficiente intelectual o CI en forma abreviada o IQ Intelligenz – Quotient es una puntuación, resultado de los test estandarizados diseñados para valorar la inteligencia.

Fue empleado por primera vez por el Psicólogo Willam Stern en 1912. La siguiente escala hace referencia al nivel de inteligencia:

130 y mas inteligencia alta

110 a 130 por encima de la media

90 a 110 desarrollo normal

70 a 90 por debajo de la media

Y menos de 70 inteligencia muy baja

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Objetivo

Identificar el nivel de inteligencia en los niños prematuros.

Difundir el nivel de inteligencia que existe en los niños prematuros.

Justificación

Desde hace tiempo los bebes nacen de tiempo y puede ser que esos meses que le faltaron al pequeño su mente pudo ver sido afectado, es posible que tengan retraso mental, es por ello que los padres tiene n que poner mayor atención al niño, es por eso que yo elegí este tema porque quiero saber si su nivel es igual a la de los niños normales.

Hipótesis

Si se logra conocer el nivel de inteligencia que tienen los niños prematuros, entonces se sabrá si su nivel es normal a los niños normales o si es normal.

Método (materiales y procedimiento)

Tipo de investigación: campo (cuantitativa y cualitativa)

Modelo:investigación-acción (colaborativa).

Población:

  • 6 expedientes de niños prematuros .
  • 6 expedientes de niños a término,
  • mediante una vista a un  consultorio de psicología se solicitara el apoyo para proporcionar expedientes de niños que tengan edades de entre 6 a 12 años, que fueron prematuros y los que llegaron a término, que además hayan sido evaluados para determinar su coeficiente intelectual (C.I).

 

Materiales:

  • 6 expedientes de niños prematuros
  • 6  expedientes de niños a término,
  • Prueba de inteligencia ya aplicada durante su tratamiento (WISC-RM).
  • Entrevista inicial a los padres que también estaban incluidas en los expedientes.
  • Computadora.

 

Técnica de recolección de datos.

  • Entrevista con la psicóloga del Centro para hacer petición de los motivos de mí visita.
  • Revisión de expedientes de pacientes entre 6 y 12 años de edad, que fueran prematuros y niños hayan llegado a término.
  • Selección de los pacientes que hayan sido evaluados para obtener su coeficiente intelectual mediante una prueba estandarizada.
  • Revisar sus pruebas de inteligencia (WISC-RM).
  • Conocer la prueba y el material que se necesita para su aplicación.
  • Observar la aplicación de una prueba de inteligencia.
  • Analizar los resultados y hacer un comparativo entre las pruebas de inteligencia aplicada a niños prematuros y niños a término.
  • Análisis de Resultados
  • Conclusión.
  • Redacción del trabajo final de acuerdo a los lineamientos del centro escolar Zamá.
  • Elaboración de lonas.
  • Exposición final.

Galería Método

Resultados

Coeficiente Intelectual(C.I)
No. Edad Niños a Término Edad Niños Prematuros
1 6 272 11 142
2 11 139 7 132
3 6 117 12 117
4 10 107 7 113
5 7 81 7 110
6 6 69 12 81

Tabla 1. Datos de niños prematuros y a término.

Tabla 2. CI de niños normales y a término, gráficas comparativas donde los resultados son muy similares.

 

 

 

 

Tabla 3. CI por edades de 6 a 12 años, donde los niños prematuros llegan a tener un CI promedio a los niños a término.

 

 

 

 

 

 

Galería Resultados

Discusión

Conclusiones

Las gráficas revisadas del WISC-RM, en niños prematuros y a término nos indican un Coeficiente Intelectual(C.I) variado, el rango realizado de los niños prematuros es de (81 a 142) mientras que en los niños que llegaron a término es de (69-272) por lo que en términos generales, tomando en cuenta que el CI normal es de 90 – 110, podemos concluir que no por ser niños prematuros tienen un CI bajo, por lo que habrá que analizar que otros factores determinan su inteligencia y no el periodo de nacimiento. Por lo tanto la hipótesis es aceptada.

Bibliografía

Weschsler, David; 2001. Escala de inteligencia revisada para nivel escolar; Manual Moderno; México

Rodriguez Nora; 2000, Mi bebé es prematuro, Mondadori, Barcelona.

Roura Cabecero L; 2004. Parto prematuro

Charpak Nathalie; 2011. Él bebe prematuro



Nivel de inteligencia en los niños prematuros

Summary

Los niños prematuros son niños que nacieron antes de tiempo por lo que su crecimiento pudo haber sido afectado y es por eso que se necesita un tratamiento especial, cada niño prematuro es único por lo que no se puede predecir su futuro  y deben tener tratamientos y una vez salido del hospital los padres tendrán que poner mayor atención al pequeño y ayudarlo a todos sus problemas que tengan para poder tener un mejor desarrollo (el caminar, hablar, oír, ver, etc.) sin embargo su capacidad de aprendizaje se detecta hasta su ingreso a la escuela.

Por lo que  es importante conocer su nivel de inteligencia, para lo cual nos dimos a la tarea de informarnos mediante los expedientes de niños prematuros y a término, cuál es el coeficiente intelectual que presentan y mediante el test de inteligencia WISCRM se puede identificar el nivel de inteligencia, este test se aplica a todos los niños sean prematuro o no. Para tener un nivel de inteligencia normal se debe obtener una calificación de 90 a 110 en su coeficiente intelectual,  hay veces en que los niños prematuros tienen nivel de inteligencia más alto que los niño que llegaron al término y  eso se debe a los tratamientos que recibieron  y al cuidado de los padres.

Research Question

What intelligence level do the premature children have? Is the level of intelligence of the premature children normal?

Problem approach

Cognitive development (IQ) of a child born of premature delivery can not be predicted; each prematurity is unique and must be treated with an individualized program considering their risks and needs. It has been observed that premature infants in early life deficits higher percentage of overall cognitive performance than children born at term. But my personal experience and knowledge of some colleagues who have also been premature tells me who do not have cognitive impairment, so it is important to research IQ among premature infants and children who come to term.

Background

Objective

To identify the level of intelligence in premature children.

 

 

To Spread the level of intelligence that  exists.

Justification

Since long time ago, the babies are born of time and it can be that these months that the children lacked its.

Hypothesis

If we can know the level of intelligence with premature children, the you will know if you level is normal to children of if it is normal

Method (materials and procedure)

Results

Discussion

Conclusions

 

The revised WISC-RM, in preterm infants and term charts indicate a varied intelligence quotient (IQ), the range carried in premature infants is (81-142) while in kids who came to term is (69 -272) so overall, considering that the average IQ is 90-110, we can not be concluded that preterm infants have a low IQ, so we have to analyze other factors that determine their intelligence and not the period of birth. Therefore the hypothesis is accepted.

Bibliography